EDICTO

Ciudad: SANTA CRUZ DE LA SIERRA

Juzgado: SALA EN MATERIA DE TRABAJO Y SEGURIDAD SOCIAL SEGUNDA


EDICTO DE PRENSA PARA: HEREDEROS DE JUAN LUIS VILLAVERDE GARRIDO.- &&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&LOS SEÑORES VOCALES MsC. SERGIO CARDONA CHAVEZ Y MSC. FREDDY LARREA MELGAR DE LA SALA SOCIAL, CONTENCIOSA, CONTENCIOSA ADMINISTRATIVA Y TRIBUTARIA SEGUNDA DEL TRIBUNAL DEPARTAMENTAL DE JUSTICIA DE SANTA CRUZ, HACEN SABER QUE DENTRO DEL PROCESO LABORAL POR PAGO DE BENEFECIOS SOCIALES SEGUIDO POR JUAN LUIS GARRIDO VILLAVERDE contra FUNDACION IACOBUS representado por Jose Luis Lazcano Bello, LOS SIGUIENTES ACTUADOS JUDICIALES. &&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&& AUTO VISTA DE FS. 491 a 994 y vlta.-, á 24 de junio del 2021.-VISTOS: En grado de apelación de la Sentencia Nº 019/2020 de fecha 27 de octubre de 2020, cursante de fs.464 a 469 y Vlta. de obrados, pronunciada por el Juez 3° de Partido del Trabajo y Seguridad Social de la Capital, dentro del Juicio Laboral por Pago de Beneficios Sociales seguido por Juan Luis Garrido Villaverde contra LA FUNDACION IACOBUS representada legalmente por JOSE LUIS LAZCANO BELLO, datos del proceso en expediente original, y; CONSIDERANDO: Que, mediante memorial de fs. 474 a 477 y vlta. ALDRIN VILLANUEVA MURILLO interpone Recurso de Apelación en contra de la Sentencia Nº 069/2020 de fecha 27 de octubre de 2020, cursante de fs. 464 a 469 y Vlta. de obrados, mediante el cual señalan que: Que mediante memorial de fs. 474 a 477 y vlta. Aldrin Villanueva Murillo en representación de Juan Luis Garrido Villaverde interpone recurso de apelación en contra de la Sentencia No. 69 de fecha 27 de octubre del 2020, cursante a fs. 464 a 469 vlta. De obrados mediante el cual señala que: la Sentencia adolece de una incongruencia interna su parte considerativa y su parte resolutiva, de una misma prueba la Juez emite dos razonamientos contradictorios, lo cual se traduce en una parte resolutiva incongruente con su parte considerativa{, el agravio sufrido, vulneración del derecho al debido proceso por la incongruencia interna manifiesta de la Sentencia, no les permite generar certidumbre de que la resolución es de derecho y no de hecho; y que, emitir dos razonamientos contradictorios, no existe relación laboral y si existe relación laboral, sobre una misma prueba documental que cursa en el proceso desvela una carencia de razonamiento integral y armonizado entre los distintos considerandos y razonamientos. Posteriormente señala que, la Sentencia adolece de una arbitraria valoración probatoria del contrato de trabajo de fs. 17 a 18, desestima su valor por carecer de formalismo que son exigibles únicamente para el empleador, agravio sufrido, por vulneración del derecho al acceso a la justicia y a la defensa por la arbitrariedad en la valoración probatoria del contrato de trabajo desconociendo los principios constitucionales de primacía de la realidad y verdad material, y que la Sentencia adolece de una falta injustificada de la prueba testifical, kue acredita fehacientemente la relación laboral, la juez estaba en la obligación de valorar, agravio sufrido, pro vulneración del derecho a la justicia y a la defensa por injustificada falta de valoración probatoria de la prueba testifical. Así mismo manifiesta el apelante que, en el proceso y en la Sentencia la juez ha inaplicado los principios constitucionales protectores del derecho laboral, agravio sufrido, por vulneración del derecho a la justicia y el debido proceso por la inaplicabilidad de los principios constitucionales de protección al trabajador, inversión de la carga de la prueba e indubio pro operario, y además fundamentos. Por lo que, solicita se revoque totalmente la sentencia declarando probada totalmente la demanda con costas y responsabilidad al inferior. Que, mediante el memorial de fs. 480 a 481 y vlta. Maria Olga Calvo Fernández, en representación de la Fundación IACOBUS, contesta el recurso de apelación de la parte demandante, señalando que, la Sentencia ha sido clara y contundente, explayándose de manera fundamentada sobre los hechos probados, no ha existido relación laboral entre el demandante y demandada, no se cumplen las características básicas y esenciales de una relación laboral, no cumplió con horarios de trabajo ni hubo subordinación no ha existido un salario, tampoco se acredito que haya realizado algún tipo de trabajo, posteriormente manifiesta que, la Juez ha considerado todas las pruebas presentadas, en la parte considerativa ha analizado cada escrito presentados por las partes, junto a todas las pruebas que han sido admitidas, no existe ningún tipo de incongruencia y que en el contrato se menciona una escritura que no existía a la fecha de celebración del contrato, era imposible insertar en el contrato la fecha exacta y precisa de una escritura que todavía no había nacido a la vida jurídica, porque esta nació en fecha 07 de diciembre del 2016, cinco meses después de la fecha del contrato, resalta mala fe del demandante cuando manifiesta que percibia un sueldo de Bs. 70.000.- cuando es contrato al contrato de trabajo que indica que el sueldo seria de Bs. 49.000.- y además fundamentos. Por lo que solicita rechace la apelación deducida por el demandante.- CONSIDERANDO: Que, del análisis, revisión y evolución de los datos del proceso y los agravios expresados, se llega a establecer en derecho y merced a la recta razón, la siguiente conclusión. Que, en cuanto al agravio expresado por “erro in cogitando” “incongruencia interna manifiesta “, porque “La Sentencia adolece de una incongruencia interna entre la parte considerativa y resolutiva”, de una misma prueba emite dos razonamientos contradictorios”, y por “vulneración del derecho al debido proceso”, al respecto se tiene lo siguiente: mediante la Sentencia de fs. 464 a 469 y vlta se estableció que en el presente caso no existió una relación laboral, por lo que la Juez aquo hizo notar la contradicción del presunto sueldo de Bs. 70.000.- indicado en la demanda de fs. 02 a 09 y vlta. Con respecto al supuesto sueldo de Bs. 49.000.- señalado en el contrato de fs. 17 a 18 vlta. Lo cual constituyo un hecho contradictorio que a reflexión de la Juez aquo le suprimió credibilidad a dicho elemento probatorio su puntualiza inspirándose de esta manera en los principios científicos que informan la critica de la prueba conforme al art. 158 del C.P.T de tal manera que posteriormente se puntualiza en la Sentencia que dicho contrato no sería suficiente para demostrar la existencia de la relación laboral, en virtud por el cual es notorio que la Juez aquo ha valorado y compulsado expresamente dicho contrato de supuesto trabajo saliente a fs. 17 a 18 y vlta., estableciéndose expresamente dicho elemento probatorio no le otorga certidumbre sobre la supuesta relación laboral alegada por el demandante, conforme a la valoración probatorio exigida por el art. 202 inc. A) del código procesal del trabajo. Consecuentemente, no se constata ninguna contradicción o incongruencia dentro de la Sentencia apelada y saliente desde fs. 464 a 469 y vlta., aun si la Sentencia no contiene los razonamientos contradictorios alegados por la parte demandante, si no que la Juez aquo ha establecido uniformemente que no ha existido relación laboral dentro del presente proceso por no cumplirse con las características esenciales prevista por el art. 1 del D.S. No. 23570 de 26 de julio del 1993, por lo que no se ha causado el agravio señalado por la parte demandante, mas aun si la Juez aquo ha pronunciado su resolución en sometimiento a la ley y no a la voluntad de las partes conforme el art. 30 numeral 6 de la Ley del órgano judicial. Que: en cuanto al agravio expresado por “defecto factico” “valoración arbitraria del contrato de trabajo” por adolecer de una valoración probatoria del contrato de trabajo”, y porque “desestima por carecer de formalismos que son exigibles para el empleador y no para el trabajador”, al respecto se tiene lo siguiente: del análisis minucioso del contrato de trabajo saliente a fs. 17 a 18 y vlta. Es posible constatar que a pesar de encontrarse fechada con el día No. 19/08/2016, en su clausula primera hace referencia al Instrumento Publico No. 232/2016 otorgada por la Notaria del Gobierno Departamental de Santa Cruz – Bolivia, es decir que hace referencia a un Instrumento Publico No. 232/2016 de fecha 07/12/2016 que cursa de fs. 37 a 53 y vlta. Por lo que es evidente que dicho contrato ha firmado bajo circunstancias ajenas a la realidad, lo cual debe ser considerado por la judicatura del trabajo conforme al principio de verdad Material previsto por el art. 30 Numeral 11 de la Ley del Órgano Judicial. Así mismo, también es posible notar que en la clausula segunda de dicho contrato de fs. 17 a 18 y vlta. Se contrata el servicio del demandante para crear, formar y desarrollar una fundación, es decir para crear una persona colectiva prevista por el art. 52 Inc. 2) del Código Civil, por lo que es evidente que el servicio contratado no se trata de una relación laboral, puesto que la “creación de una fundación” no constituye un trabajo por cuenta ajena, ni mucho menos un trabajo la subordinación de un empleador que señala el art. 1 inc. A) y b) del D.S. No. 23570 de 26 de julio del 1993, si no que constituye la prestación de un servicio bajo propia dirección y bajo su propia cuenta e independencia, lo cual constituye un contrato civil de obra prevista por el art. 732 del Código Civil. De la misma manera, en el último párrafo de la clausula cuarta de dicho contrato de fs. 17 a 18 y vlta. Se tiene que, las partes firmantes reconocen en favor del demandante el “ derecho al pago del 10% del valor del patrimonio o activos fijos de la respectivas fundación situación que deja en evidencia la participación porcentual del demandante con respecto a los bienes de dicha persona jurídica,, lo cual no es propio de una relación laboral si no de un socio dentro de una sociedad comercial prevista por el art. 365 del Código de Comercio, circunstancia por la cuales es notorio que el presunto contrato de trabajo de fs. 17 a 18 y vlta. No demuestra de ninguna manera la supuesta relación laboral alegada en la demanda de fs. 02 a 09 y vlta., situación que es mas evidente al considerar que dicho contrato tampoco mereció el refrendado del Ministerio del Trabajo, empleo y previsión social en directa relación con lo previsto por el art. 22 de la Ley General del Trabajo. Consecuentemente la Sentencia apelada de fs. 464 a 469 y vlta. No ha causado ningún agravio a la parte demandante al determinar la insuficiencia probatoria del supuesto contrato que demuestra la inexistencia de las características esenciales de la relación laboral que prevé el art. 1 ic a), b) y c) del D.S. No. 23570 del 26 de julio del 1993, de tal manera que tampoco fue visado o refrendado por el Ministerio de Trabajo, empleo y previsión social en directa relación con el art. 22 de la L.G.T. lo cual también fue observado por la Juez aquo, conteniendo de esta manera al efecto de haber impartido justicia conforme al art. 30 numeral 7 de la ley del Órgano Judicial. Que: en caunto al agravio expresado por “defecto” por “falta de valoración de la prueba testifical de fs. 380”, al respecto se tiene lo siguiente: de la lectura minuciosa de la Sentencia apelada de fs. 464 a 469 y vlta. Se constata que, la Juez aquo cito expresamente la prueba testifical de cargo de fs. 380 y vlta. Dentro de los fundamentos de “hechos probados” siendo evidente de esta manera que dicha Sentencia ha cumplido con el deber de valorar las pruebas de ambas partes procesales, conforme el art. 202 inc. A) del C.P.T,; no obstante, dicha prueba testifica de fs. 380 y vlta. Ha sido insuficiente para demostrar la supuesta relación laboral, en virtud a que la misma solamente contiene la declaración de una sola persona, por lo que no cumple con la fe probatoria exigida en el art. 169 del C.P.T. consecuentemente, no se le ha causado el agravio señalado por la parte demandante, más si aun si la Sentencia contiene expresa mención y valoración de la prueba testifical de fs. 380 y vlta., al margen de que la misma no contiene la fe probatoria suficiente para desvirtuar la inexistencia de la relación laboral, en directa con lo compulsado precedentemente respecto al contrato de fs. 17 a 18 y vlta. Y en virtud al art. 169 del C.P.T.; por lo que la Juez aquo ha emitido su resolución en observación de las pruebas que cursan en obrados conforme al art. 30 numeral 11 de la ley del Órgano Judicial. Que: en cuanto al agravio expresado por “ defecto material” por “inaplicación injustificada de la prueba e indubio pro operario”; al respecto se tiene lo siguiente: habiéndose establecido en la Sentencia de fs. 464 469 y vlta., que en el presente caso no ha existido relación laboral por no haber concurrido las características esenciales de la relación laboral previsto por el at. 1 del Inc. a), b)-, y c) del D.S. No. 23570 de 26 de julio del 1993, es evidente que no son aplicables los derechos sociales que en favor de un trabajador han sido previstos en la Ley General del Trabajo y en el art. 46 y siguiente de la C.P.E. puesto que justamente se ha constatado que el demandante no se constituyo en parte trabajadora, si no que mediante el contrato de fs. 17 a 18 y vlta. Se demostró que ambas partes constituyeron una relación civil prevista por el art 732 del C.C. al cual se le incluyo una participación porcentual de los bienes o patrimonios (de la fundación)en favor del demandante, en directa relación con el art. 365 y siguiente del Código de Comercio; por lo que ante tal relación jurídica de naturaleza civil no corresponde aplicar el principio protector In Dubio pro operario ni algún otro principio del derecho laboral, en atención a lo señalado por el art. 4 del D.S. No. 28699 del 01/05/2006; al margen de que el presente proceso laboral fue substanciado en observancia del principio de inversión de la prueba señalada por el art. 3 Inc.- h) del C.P.T. del cual dio como resultado que la misma parte demandante adjunto el contrato de fs. 17 a 18 y vlta. Que desvirtuó la supuesta relación laboral que fuera alegada en la demanda de fs. 02 a 09 y vlata. Lo cual fue tomado en cuenta conforme al art. 158 del C.P.T consecuentemente, no se ha causado el agravio señalado por la parte demandante, correspondiendo desestimar dicho agravio por su evidente ineficiencia y conforme al art. 60 del Código Procesal del Trabajo, corresponde confirmar en todas sus partes la Sentencia No. 60 de fecha 27 de octubre del 2020, cursante a fs. 464 a 469 y vlta de obrados. POR TANTO: La Sala Social Contenciosa y Contenciosa Administrativa y Tributaria Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de Santa Cruz, administrando justicia a nombre del estado plurinacional de Bolivia y en virtud a la jurisdicción y competencia que por Lee ejerce, en atención a los fundamentos expuestos y de conformidad a lo establecido en los arts. 115 de la C.P.E. art. 265 y 218 II.2 del Código Procesal Civil CONFIRMA EN TODAS SUS PARTES la Sentencia No. 69 de fecha 27 de octubre de 2020, cursante a fs. 464 a 469 y vlta. De obrados, pronunciada por la Juez 3° de Partido de Trabajo y Seguridad Social de la Capital; con costas. Vocal Relator: Dra. Sandra Aguada Romero. Regístrese y archívese. - FDO. MsC. Sandra Aguada Romero, Msc. Sergio Cardona Chávez, Vocales de la Sala Social, Contenciosa, Contenciosa Administrativa y Tributaria Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de Santa Cruz. FDO. Abg. Yersina Portal Centellas, Secretario de Cámara, Sala Social, Contenciosa, Contenciosa Administrativa y Tributaria Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de Santa Cruz.---------------------------------------------------------- PROVEÍDO DE 15 de agosto del 2022: en Merito a las certificaciones emitidas por SEGIP y SERECI, respecto al demandante JUAN LUIS VILLAVERDE GARRIDO, y en cumplimiento al art. 31-V, procédase a la notificación mediante edicto de Prensa dirigido a los posibles herederos del mismo.; CAUSA N° 63/2021 SUSPENSIVO; IANUS 70134346; En lo principal, como se ordena líbrese Edicto de Prensa conforme las previsiones del art. 78 del C.P.C de aplicación permisiva por mandato del art. 252 del CPT.---- FDO. MsC. Sergio Cardona Chávez, Vocal Sala Social, Contenciosa, Contenciosa Administrativa y Tributaria Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de Santa Cruz. Ante Mí. FDO. Abg. Yersina Portal Centellas, Secretaria de Cámara, Sala Social, Contenciosa, Contenciosa Administrativa y Tributaria Segunda.------------------------------------ ES TODO CUANTO SE HACE SABER, MEDIANTE EL PRESENTE EDICTO DE PRENSA, A LOS HEREDEROS DE JUAN LUIS VILLAVERDE GARRIDO, A EFECTO DE LA COMPARECENCIA ANTE ESTE TRIBUNAL PARA SU DEFENSA COMO HEREDEROS DE JUAN LUIS VILLAVERDE GARRIDO (+) DENTRO DE LA PRESENTE CAUSA.CUMPLASE CON EL ART. 78-III DEL C.P.C.-------------------------------------------------------------------- LIBRADO A LOS CATORCE DIAS DEL MES DE ABRIL DEL AÑO DOS MIL VEINTITRES.-


Volver |  Reporte